viernes, diciembre 16, 2005

Carta Abierta

Alonzo Cornejo, columnista invitado, comparte con nosotros una reflexión.

Hoy me levanté con ganas, de repente, de ponerme a pensar y hablar un poco de lo que sucede y nos viene sucediendo a todos, algunos sin darnos cuenta. Verdaderamente, una realidad que muchas veces nos es ajena.

Quizá desde que empiecen con la lectura de las primeras tres líneas, se desanimen y desistan de concluirla. A muchos nos suele pasar. Y más aún cuando tenemos “tantas cosas que hacer”.

Quizá se nos vienen los exámenes finales, tenemos infinidades de trabajos, nos llaman de la chamba cada 10 minutos para repetirnos lo que tenemos que hacer o quizá por ahí, aprovechando los últimos días de la semana, elaborar el plancito, juntarse con la gente, convocarlos y decidir cómo gastamos un buen billete para juerguear y pegártela como nunca. Porque en eso consiste, en mayoría, la vida de muchos de los que superan la barrera de los 18 años, ¿no?

Acabar de una vez por todas con el colegio y planificar una vida que al fin y al cabo no es de nadie. Escoger la universidad que más se acomode a las necesidades de cada uno, donde haya la mejor “gentita”, donde estén los mejores profesores y la que te brinde más oportunidades para tener un buen puesto de trabajo, vivir en una zona residencial, tener una buena caña, una esposa(o) que te comprenda y pasarla de reconchasumadre toda la vida, sonriendo y morir, todo cague de risa. Pero mientras tanto, ¿qué es lo que realmente está sucediendo fuera de esa maldita burbuja en la que vivimos?

Vivimos en el Perú, para bien o para mal de muchos infelices que lamentan haber nacido en esta tierra. Vivimos en el Perú, país en el que algún momento el historiador Pablo Macera nos repetía con gracia, dolor y sarcasmo que era un burdel. El país de los olvidados y de los marginados, de los que no viven sino que sobreviven. Donde la pobreza no es un juego y no es algo que sólo veamos por televisión. Donde muchas familias no llegan a juntar 10 soles (2.9 dólares americanos) al mes , donde la basura se convierte en plato de comida de miles de niños diseminados entre las dos cuencas que divide los andes al Perú.

Y eso seguramente lo saben muchos. Porque nos lo contaron nuestros padres, lo vimos un domingo en Panorama o por ahí cuando nos fuimos de viaje de promoción al Cuzco (para los que fueron, porque ahora buen destino es el Caribe) y en una de esas pasaste por Chincheros y le compraste miserias a alguna mamacha para después tomarte una foto con ella y contarle a tus patas en LIMA que conociste a una indígena que te contó un “cuento” del pueblo y después te sentiste de la puta madre porque le diste tu lástima y unas migajas a esa persona.

Osea ya está hecha la obra de caridad y te la pasas bien mientras la señora sigue en la misma pobreza, tratando de luchar contra todo y contra todos para dejar de sentirse menos ante el que viene de Lima o de donde fuera, para tener que darle de comer a sus hijos y por lo menos contar con un colchón para que la dureza del suelo no destroce sus huesos y los de sus hijos.

La dignidad de esa persona y de las millones dispersas en todo el territorio es tan igual que la de un empresario dueño de medio país. Como por ejemplo el señor Diez Canseco, dueño de la USIL, ISIL, Burger, Pizza Hut y quién sabe cuánta empresa que no lleva a cabo ninguna acción de responsabilidad social para la más de la mitad del país que lo necesita.

LIMA no es el Perú aunque Valdelomar nos los haya repetido tantas veces en forma irónica y el Perú no sólo somos nosotros. El Perú somos 28 millones de peruanos dispersos en varios cientos de culturas, costumbres y formas de mirar al mundo. Culturas que no se respetan y que no respetamos y que para muchos son puro folklore para venderlo al turista. Cultura y gente que necesita y se merece el mayor de nuestros respetos y no el racismo asqueroso que nos destroza y hace brotar la pus y el virus del que estamos hechos casi como por un estigma.

Mientras hoy ya se hicieron los planes para la juerga, muchos otros jóvenes sin igualdad de condiciones están en el campo trabajando con la tierra y esperando que alguien se acuerde de ellos para estar seguros de que mañana tendrán un plato de comida sobre su mesa.

No es y no será cuestión de seguir golpeándonos el pecho y discutir el problema en charlas de café o de diván sentimentaloide para sentirnos críticos ante un mundo y una realidad que nos circunda cada mañana al despertarnos.
Habrá que pensar un poco y dejar de lado esa superficialidad que nos hace supuestamente felices por unos momentos y desesperarnos por tratar de hacer algo mejor y ayudar desde donde buenamente podamos al que necesita una mano.

14 comentarios:

ocraM dijo...

ay, dios mío. o sea, tampoco tampoco.

me odiarás, Morena, pero creo que tu columnista invitado es el tipo de gente que produce los Guilles que en el mundo han sido.

sólo espero que sea coherente y pase estas navidades repartiendo jueguetes en Huaycán.

(y, ¿cómo le explico que el Pablo Macera que cita con devoción es el mismo Pablo Macera que se vendió a Fujimori de la manera más repulsiva?)

Guille, da maus dijo...

No me rekonozco en este post para nada, Marquitos: tan "oceánicamente adolescente" no soy. Habremos sido (fijate el plural).
Alonz: no te rompas la cabeza con todos los males del Peru y del Mundo. Si tienes algo que otros no tienen entonces demuestra que te lo mereciste. Ademas sacate ese pensamiento "Ay pobres!". Lo peor para un pobre es que te de pena.

Deja de verlo todo sucio, asqueroso, malvado: asi se forman los Hitler y Humala y los tontos que les siguen.

Basta de tercermundismos.
Basta de falsos mesias

Provecho en la fiesta, muchacho. He dicho.

ocraM dijo...

hola Barrientos: te aludía porque tú eres el típico facho reaccionario nacido de tanto darle la contra a este tipo de izquierdistas quejumbrosos que pululan por la pucp.

y es que todos los extremos son malos (¿Aristóteles, anybody?): así como tienes razón en que las tristes inferencias del columnista invitado forman Hitlers y Humalas, recuerda que igual formaron Torquemadas, Figaris y Escrivás.

Guille, da maus dijo...

tranquiillo marquiño, estas con las infulas progres al maximo. Lo que sucede es que en el fondo los intolerantes son ustedes porque les revienta que alguien les aclare las cosas. Por eso, al final, solo les queda los epitetos.
Es cuando me dan lastima ustedes, gentita del best seller y del folletin. que no pudieron traerse abajo Fundades? lastima pesss

Ernesto dijo...

Mucho hablar y nada en claro señores, aunque entiendo que si... el hecho de que el discurso predominante sea progresista (aunque preferible a retrogrado) hace que algunos se amarren como locos a la escuela austriaca (solo espero que Guille no llegue al cinismo de Jorge Valin).
Total, si las cifras macro van bien para que preocuparnos que aumente la desigualdad, no? Siguiendo la analogia de "merecer algo", si los campesinos de la sierra son pobres, son porque lo merecen, no Guille?

Jomra dijo...

Saludos

No manyo a qué viene la disputa entre ustedes dos... el chico ha expresado una serie de preocupaciones, mal que bien se levantó cuasiexistencial-social, siendo bastante "pituco arrepentido" pero "antes muerto que sencillo" y lo expuso. Bien. Mientras no sea sólo superficial y se "quede ahí", bien. ¿Esto es lo que crea Humalas, Torquemadas y demás? Vamos por favor, no se ha puesto a insultar a todo el mundo para recibir a su vez insultos y luego sentirse indignado, ni ha decidido tener la verdad absoluta sobre todo lo que pasa y pasará...

Ahora, si nos ponemos a criticar sólo para criticar, pues ya se pueden decir muchas más cosas, sin sentido alguno, o yendo por derroteros absurdos (lo que crea a todos los personajes intolerantes no es "ver" que existe un problema, sino darle una solución estúpida a lo que la persona considera el problema)...

Hasta Luego ;)

PD: "(...) los intolerantes son ustedes porque les revienta que alguien les aclare las cosas." Le faltó poner "porque a fin de cuentas, nosotros tenemos la verdad absoluta", jajajaja. Aish. ¡¡"Basta de falsos mesias" (sic)!! Está claro que "ustedes" (para usar el mismo lenguaje de "nosotros" y "ustedes", que usted está usando, Don Guille... que no define a nadie por englobar a tantos) son EL MESÍAS ¿para qué tener/crear/seguir/creer en otro no? Jajajaja.

peruano dijo...

Yo diría que el estilo trasnochado de contar sus penas en público no es agradable escuchar o leer. El país necesita de propuestas, planteamientos que lleven a una salida y luz en el túnel. Estamos cansados precisamente de denuncias, quejas y golpes de pecho.
Quieres decirnos algo.??, entonces ahorrate palabras y dinos despues de una larga reflexión en que acción estas para evitar que esto que cuentas no suceda.. sino siempre será un marca en la arena que el viento borra.
No me parece Morena abrir un espacio en tu blog para leer lo que un peruano medianamente informado sabe....

Morena dijo...

A ver chicos:
Decidí publicar esta "Carta Abierta" porque pienso que como ese "peruano medianamente informado" que menciona el anónimo, no tenemos tantos como se espera. Creo que seguimos en la misma Lima, inmutable ella, a pesar de que la realidad se le cruce por en frente a diario. No sé si no ve o no quiere ver.
Vivo rodeada de gente que simplemente no ve. Pensando en ellos publiqué esto.

Si ustedes, mis estimados visitantes, ya conocen esta realidad, y como dicen arriba quieren propuestas pues, significa que estamos un paso adelante y eso es bueno. Pidamos propuestas a nuestros candidatos, a nuestros políticos y líderes de opinión. Sigamos avanzando.

Y no seamos mala onda, en lugar de criticar esta reflexión -que yo considero de lo más sana y necesaria como primer paso- evolucionemos, propongamos, colaboremos, desarrollemos en lugar de tirar abajo lo poco que hemos levantado.

Slayer_X dijo...

Estoy con Morena, el "peruano promedio" no esta medianamente informado, es mas, lo que en realidad pasa es que o esta mal informado o totalmente desinformado. Esa es nuestra cruda realidad, ah y ojo que esto no tiene que ver con status económico.

Todos deberian preguntarse "que estoy haciendo para mejorar mi pais?"

PD: en este teclado no hay tildes :P no me vaya a salir un taliban ortografico xD

Vladimir Terán dijo...

Post recomendado por Rómpete el Ojo

Eland Vera dijo...

Morena: Buena idea la de incluir un columnista invitado. Como provinciano, soy testigo de la "mirada limeña" sobre "el interior", sobre "provincias". Bastante prejuiciada, folkorizada, pero a veces honesta y francamente real; como el que comentó en mi blog sobre "si había librerías en Puno". Requerimos, por eso, crear puentes de integración, a través de la comunicación: sin juicios anticipados, con interrogantes más que afirmaciones, con deseo integrador. Cumpliendo el deber de todo comunicador: escuchar, ver, informarse, preguntar. Yo, con cerca de 15 años en Puno, he aprendido a reconocerme como peruano y ver incluso con cariño lo que no comparto, pero tolero. A entender que esta malhadada desigualdad social, cultural, étnica e informativa es una herida abierta que he logrado atestiguar como le duele en el corazón a peruanos tan cholos como todos los generosos bloggers que comentan y dinamizan la blogósfera.

IGGIX dijo...

lo q necesitamos es generar consensos, se q parece simplista, pero por mi chamba me doy cuenta q es una prioridad...y el acuerdo nacional? hay muchos pueblos olvidados y eso es triste, tenemos q crear condiciones para la inversion honesta y ser honestos en su administracion y responsables en el gasto publico...vamos juventud, si se puede, pero juntos.

Anónimo dijo...

Como todos los alumnos de la pucp, me he dado cuenta que eres uno más de los comunistas que abundan en dicha institución, pensando que las personas que se esforzaron, hacen algo por cambiar su situación financiera y triunfan en la vida siendo grandes empresarios, tienen la culpa de toda la pobreza que existe en nuestro país. Gracias y espero que mi comentario te sirva.

altoperu dijo...

estamos jodidos, porque nos falta union, que al final hace la fuerza.
la gente de plata que no usa el talentto de la gente pobre, que estadisticamente existe, y los pobres que se dejan engatusar por sus autoridades (alcaldes, congresistas). Ellos deben ver la forma de echarlos de los cargos cuando no cumplen sus promesas, no nosotros que escrbimos y leemos un poco aca en internet.
saludos morena, que sigan aumentando tus lectores.