viernes, octubre 14, 2005

Lo que NO debemos hacer

Ya todos conocen el tema del audio de Fernando Olivera, líder del FIM y el broadcaster Genaro Delgado Parker. Creo que no me equivoco al adivinar que nadie le cree a Fernando -Popi el breve- Olivera cuando dice que lo han suplantado y que la comprometedora conversación que sostuvo con GDP ha sido editada y manipulada con intenciones de desestabilizar la democracia y que todo esto es obra de "mafias".

A todos nos asqueó caer en la cuenta una vez más de que políticos como "Popi" hacen de las suyas sin ser cacheteados, sin que alguien les de su "patadita" con cara de damián incluida, mientras los peruanos nos rompemos los sesos y los huesos buscando alguna forma de subsistir. Y hacerlo en un país donde las cifras macroeconómicas no se entienden con el vacío de nuestros bolsillos y donde lo que nos pertenece es cada vez un poquito más ajeno, obviamente no es un cuento de hadas.

A los periodistas nos correspondía informar del tema y al menos un colega de la red a quien alcancé a leer,-cargado de su estilo característico- cumplió con su labor.
Sin embargo es condenable que los periodistas de los medios más importantes del país hayan utilizado sus espacios para armar líos de callejón. Es que eso es lo que César Hildebrandt -con su provocación- y Rosa María Palacios-al responder- han generado.

Si de verdad consideran relevante para la opinión publica de nuestro Estado el que se conozca ciertos trapos del pasado del colega de la competencia, pues que publiquen una investigación que nos convenza a todos. Pero que se dejen de berrinches, que muchos sacrificamos nuestras horas de sueño para enterarnos de lo que acontece desde una perspectiva con criterio y responsabilidad.

Ya saben, los arañazos y las jaladas de alfombra se las dan en privado.
Enlaces relacionados:

6 comentarios:

Anónimo dijo...

El rating es lo que hace que un programa este al aire en TV, ningún auspiciador pagará por publicidad a un canal con un programa que nadie ve. Asi es el juego...
Lo que está mal es que dos periodistas serios pierdan los papeles ocasionados por el famoso rating, no desaprovechando la oportunidad para clavarse un puñal y hay varias formas de hacerlo... hasta con un silencio complice y ellos bien lo saben.
Creo que los dos periodistas dieron un feo espectaculo esta semana.

Marilya Creek dijo...

Aunque ciertamente los desencuentros y enfrentamientos de los Hildebrandt y Rosa María distraen al público en general del quid del asunto, no debemos descuidarnos y seguir meticulosamente el nuevo escandelete puesto en evidencia por el audio. Días posteriores a la emisión del audio vi en un canal del cable al congresista Pacheco sacando cuerpo del problema. Algunos políticos como que ya están jugando su partido aparte, muy inteligente la jugada de Pacheco al decir que reconocía la voz de su jefe cuando lo maleteaba (el primer audio): "Amores no correspodidos".
Lamentablemente esta investigación recién se llevara a cabo a partir de un nuevo gobierno, mientras tanto tenemos que convivir con vacas sagradas como Genaro Delgado Parker y el mismo Olivera (¿quién moraliza al moralizador?). Lo de los periodistas (Hildebrandt y Palacios) pasa a un segundo plano, ellos están tras la noticia y no deberían formar parte de ella (idealmente, claro, pero...). !Atentos!

Morena dijo...

El ráting es tan importante como la tirada.. para mantener el medio hay que vender pero eso no significa que vendas cualquier cosa. El público se merece respeto, la gente no es idiota y cuando de elegir se trata, no comprar o apretar un botón en el control remoto...últimamente también cliquear..basta para deshacerse de lo que no queremos consumir y ahí sí que estamos en problemas porque una cosa es que te cambien de canal porque no les interesa ESA noticia y otra porque te has desprestigiado a ti mismo.

El tema es simple, más de lo mismo. Que se investigue todo lo que quieran y se juzgue donde corresponde, metan a la cárcel a quienes sean culpables pero déjennos vivir en paz, please. Hay cosas más importantes én qué pensar como país para estar perdiendo el tiempo con éstos payasos que ya están de salida, felizmente.

Guille, da maus dijo...

Eso sucede merced al propio metodo periodistico que supuestamente debe inhibirse de toda valoracion para lograr "objetividad". Como te habras dado cuenta (si acaso Gargu no se los dijo superficialmente como suel decirlo todo los ciclos) eso es sencillamente IMPOSIBLE.
Los dimes y diretes entre los periodistas se dan justamente por esa cuestion deontológica. A falta de un verdadero sentido de lo que es la "verdad" (porque esta se relativiza en aras de la "corrección politica") cuando ésta se presenta ineludible genera escándalo. Por eso, no esperes mucho de esa gente que cree que "todo depende del cristal por donde se mire".
Orgullos, intereses, talantes, etc.. todo eso se mezcla en una orgia cuando a si mismos se han convencido que todo es relativo.

Libardo Buitrago dijo...

Diana:

Muchas gracias por visitar mi blog y dejar tu comentario. te felicito por el tuyo es excelente, y lo voy a recomendar a la blosgósfera chilena.

Además somos colegas.


Afectuosamente.,


Libardo Buitrago

Morena dijo...

Guille: Gargu no me lo ha dicho,guille, sin embargo lo tengo claro ya.

Libardo: Muchas gracias. No creo que mi blog sea excelente pero gracias por tu buen comentario.